Nereid Under Ice (NUI) es un robot autónomo submarino desarrollado conjuntamente por la Woods Hole Oceanographic y la NASA.

NUI es un poco más pequeño con un utilitario pesando del orden de 1800 kg que el pasado año fue capaz de tomar con éxito su primera muestra a 500 metros de profundidad en las proximidades del volcán submarino Kolumbo en las islas griegas. Es, según dicen, la primera toma de muestras tomada de forma autónoma por un robot en el océano.

Es fácil imaginar que si no es nada sencillo conducir un coche autónomo (que se puede mover en tan solo dos dimensiones) que no es tan sencillo hacerlo con un robot submarino que se tiene que desplazar en tres … eso sí, sin tanto gráfico de domingueros, etc smile

NUI integra, por ejemplo, un planificador de tareas denonimado Spock basado en AI para la toma autónoma de decisiones sobre qué lugar del volcán visitar y donde tomar las muestras.

Antes este robot “híbrido” se probó en exploraciones en el ártico siendo capaz de navegar 40 km bajo el agua y con ayuda de una conexión de fibra óptica emitir vídeo en alta resolución al barco que le acompañaba en superficie.

Teniendo en cuenta que se tardan 35 minutos en que llegue una señal de radio a Jupiter se ve claramente el interés que tiene la NASA en disponer de robots autónomos para la investigación de los oceanos que se suponen existen en sus lunas como Europa o Enceladus.

27

Responder

avatar
1000
  Suscribirse  
Notificación