La «fotografía» 3D se está popularizando y no solo para disponer de modelos que sirvan de patrones para su impresión 3D sino también como herramienta de ayuda a la medicina…

Por ejemplo, Crisalix es una joven empresa dedicada a la cirujía estética. Utiliza la imagen para que el/la paciente vea como puede quedar tras la intervención sin tener ni siquiera que acercarse al servicio médico.

Y no digamos si se trata de una cirugía reconstructiva de la cabeza en la que es fundamental para la planificación de la intervención disponer de modelos precisos en 3D.

Hasta ahora, estos modelos se obtenían a partir de imágenes de escáner que el equipo médico toma de la cabeza del paciente a través de un sensor de profundidad. Esta técnica obliga a la presencialidad y que, con el confinamiento derivado de la pandemia por COVID-19, ha supuesto un impedimento en la programación de este tipo de intervenciones.

Ahora, investigadores de Crisalix, la Universitat Politècnica de Catalunya – BarcelonaTech (UPC) y el Instituto de Robótica e Informática Industrial (IRI), centro mixto del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de España y la UPC, acaban de presentar un sistema que permite reconstruir cabezas humanas en 3D con gran precisión a partir de solo tres imágenes.

La tecnología, conocida como H3D-Net, ha sido desarrollada por el investigador Eduard Ramon (que está haciendo su doctorado sobre Deep Learning en la empresa Crisalix), con el asesoramiento de dos profesores de la UPC.

Tambiém la herramienta podría tener aplicaciones que van más allá del campo de la cirugía estética o reconstructiva, como en el desarrollo de avatares virtuales para la industria del entretenimiento o la venta de ropa online.

1067
Suscribirse
Notificación
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x