Una investigación de la Universidad australiana de Curtin ha identificado un nuevo electrocatalizador, más barato y eficaz, para producir hidrógeno verde a partir del agua, que podría abrir algún día nuevas vías para la producción de energía limpia a gran escala.

Hasta ahora, los científicos habían venido utilizando catalizadores de metales preciosos, como el platino, para acelerar la reacción de descomposición del agua en hidrógeno y oxígeno. Ahora, los investigadores de Curtin han descubierto que la adición de níquel y cobalto a catalizadores más baratos y hasta ahora ineficaces mejora su rendimiento, lo que reduce la energía necesaria para dividir el agua y aumenta el rendimiento del hidrógeno.

En su investigación han tomado nanocristales bidimensionales de hierro y azufre, que no suelen funcionar como catalizadores para la reacción eléctrica que obtiene el hidrógeno del agua, y les han añadido pequeñas cantidades de iones de níquel y cobalto. «Al hacerlo, transformamos por completo el hierro-azufre, de escaso rendimiento, en un catalizador viable y eficaz», explica el Dr. Jia.

«El uso de estos materiales más abundantes es más barato y eficiente que el actual material de referencia, el óxido de rutenio, que se deriva del elemento rutenio y es caro».

«Nuestros hallazgos no sólo amplían la «paleta» existente de posibles combinaciones de partículas, sino que también introducen un nuevo y eficiente catalizador que puede ser útil en otras aplicaciones.

84
0 0 votos
Article Rating
Suscribirse
Notificación
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x