Estaréis de acuerdo conmigo que tras esta (larga) pandemia nos costará mucho retomar viejas costumbres y acabaremos considerando como cotidiano algo que antes nos parecía un lujo.

Por ejemplo, algo tan habitual como pulsar los botones de un ascensor o abrir una puerta corredera se harán sin contacto como ya se puede hacer con la Kinetic Touchless 2.0 de Stuck Design y que se controla mediante gestos.

Utiliza el movimiento como retroalimentación, por lo que cuando su mano se mueve hacia la puerta, se activa y responde con una interfaz deslizante. Luego, controla el control deslizante a distancia para abrir la puerta y se cierra automáticamente por detrás después de cruzar.

Esto significa que, en lugar de los sensores de movimiento tradicionales, estos solo detectan la presencia de una mano.

Por otro lado la interacción que ofrece la tecnología Kinetic Touchless se puede aplicar a tres gestos: empujar, tirar y deslizar.

Por ello además de la puerta inteligente existe un botón inteligente que es capaz de reflejar los movimientos de los dedos para recrear una respuesta táctil como la de presionar un botón sin la necesidad de tocarlo físicamente.

YouTube player
271
Suscribirse
Notificación
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x