No se quejará esta vez nuestro amigo Òscar. Por el mismo precio va a tener en esta Noticia nuevas cosas sobre dos temas que le apasionan: Grafeno y Computación Cuántica.

En efecto, por primera vez, físicos de la Universidad de Basilea han producido un compuesto de grafeno formado por átomos de carbono y un pequeño número de átomos de nitrógeno en una red regular de hexágonos y triángulos.

Este “entramado kagome” con estructura de panal se comporta como un semiconductor y puede tener también propiedades eléctricas inusuales. En el futuro, podría utilizarse en sensores electrónicos o en ordenadores cuánticos.

Los cálculos teóricos predicen que el compuesto conocido como “grafeno kagome” debería tener unas propiedades completamente diferentes a las del grafeno. El grafeno kagome consiste en un patrón regular de hexágonos y triángulos equiláteros que se rodean entre sí. El nombre “kagome” procede del japonés y hace referencia al antiguo arte japonés del tejido kagome, en el que se tejían cestas con el mencionado patrón.

Para producir el grafeno kagome, el equipo investigador aplicó un precursor a un sustrato de plata por deposición de vapor y luego lo calentó para formar un intermedio organometálico en la superficie del metal. El calentamiento posterior produjo el grafeno kagome, que está compuesto exclusivamente por átomos de carbono y nitrógeno y presenta el mismo patrón regular de hexágonos y triángulos.

Los análisis también revelaron que el grafeno kagome presenta propiedades semiconductoras, es decir, que sus propiedades conductoras pueden activarse o desactivarse, como en un transistor. De este modo, el grafeno kagome difiere significativamente del grafeno, cuya conductividad no puede activarse y desactivarse tan fácilmente.

En posteriores investigaciones, el equipo separará la red de kagome de su sustrato metálico y estudiará más a fondo sus propiedades electrónicas.

233
0 0 voto
Article Rating
Suscribirse
Notificación
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios