Es bien sabido que los dispositivos termoléctricos aprovechan el calor residual y son capaces, por ejemplo, de suministrar electricidad sin necesidad de mantenimiento, de forma respetuosa para el medio ambiente y con plena autonomía, para sensores y otros dispositivos de ioT (internet de las cosas).

A los generadores termoeléctricos convencionales hay que ensamblarlos a partir de componentes individuales utilizando métodos de fabricación relativamente complejos. Ahora científicos del Instituto Tecnológico de Karlsruhe (KIT) en Alemania estudiaron nuevos materiales aplicables mediante impresión y desarrollaron dos procesos y tintas innovadores basados en nanopartículas orgánicas e inorgánicas.

Estos procesos y tintas pueden utilizarse para producir generadores termoeléctricos impresos tridimensionales baratos… y minúsculos.

El primer proceso utiliza serigrafía para aplicar un patrón 2D sobre una lámina de sustrato flexible ultrafino utilizando tintas de impresión termoeléctricas. A continuación, se pliega la lámina de tal modo que se obtiene un generador del tamaño de un terrón de azúcar.

El segundo proceso consiste en usar impresión 3D para fabricar un andamio, a cuyas superficies se les aplica la tinta termoeléctrica.

Los avances en esta línea de investigación y desarrollo han sido detallados por sus autores en el estudio titulado “Fully printed origami thermoelectric generators for energy-harvesting”, publicado en la revista académica npj Flexible Electronics, así como en el titulado ”Shape-Versatile 3D Thermoelectric Generators by Additive Manufacturing”, publicado en la revista académica ACS Energy Letters.

458
Suscribirse
Notificación
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x