Quién más quién menos habrá sufrido de una imagen por resonancia magnética (IRM) ya que es una de las técnicas qe, desde su invención en los años 70, es una fuente de importantes datos médicos sobre el interior de nuestro cuerpo. Además a diferencia de otras técnicas como la tomografía computarizada (TC) no utiliza la radiación ionizante dañina de los rayos X.

Su principal inconveniente la cantidad de tiempo que se requiere para la obtención de los datos que además requieren que el paciente permanezca perfectamente quieto.

Esto las hace inadecuadas para su uso con niños pequeños o mascotas (que tendrían que ser sedados) y personas que experimentan emergencias médicas urgentes, como accidentes cerebrovasculares.

De ahí el interés del proyecto FastMRI desarrollado de forma conjunta por los equipos de Facebook AI y NYU Langone Health. Esencialmente se trata de una red neuronal que puede reducir la cantidad de tiempo que las personas tienen que pasar en una máquina de resonancia magnética de más de una hora a solo unos minutos.

YouTube player

La red acorta el tiempo de escaneo porque solo requiere una cuarta parte de los datos para resolver la imagen pudiéndose utilizar en las actuales máquinas de resonancia magnética existentes ya que se trata «tan solo» de software.

1005
Suscribirse
Notificación
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x