Hace tiempo oimos hablar del posible uso de nuestros smartphones como herramienta de ayuda para el pronóstico del tiempo aprovechando la cantidad de sensores que estos tienen así como el gran número de móviles que hay distribuidos por el mundo.

Ahora es Google a la que se le ha ocurrido aprovechar sus teléfonos Android para montar una red de vigilancia sísmica con datos provenientes de los acelerómetros de sus móviles… que parece ser lo suficientemente sensible como para detectar las ondas sísmicas P y S.

Al compararlo con los datos de otras personas que se encuentren cerca podrá enviar una alerta a los usuarios de que se trata de un sismo.

YouTube player

El proyecto recopila datos de ubicación y acelerómetro del móvil cuando el teléfono no está en uso, es decir, cuando lo tenemos sobre la mesa y conectado a la corriente eléctrica.

Al detectar la onda P, la primera enviada desde el epicentro, Google comparará los datos con otros móviles para determinar si se trata de un terremoto.

En caso de confirmarlo, se le enviará una alerta a las personas para prepararse ante la llegada de la onda S.

Su funcionamiento variará de acuerdo con la ubicación de la persona y su distancia con respecto al epicentro aunque para proteger la privacidad de los usuarios, los datos de ubicación y acelerómetro son anonimizados.

Los que están más cerca no recibirían la notificación a tiempo, aunque ayudarían a los que están más lejos a prepararse ante una posible catástrofe.

El plan de Google inicialmente comprende solo a teléfonos Android, aunque en un futuro podría desarrollar una API para que los dueños de un iPhone puedan beneficiarse.

549
0 0 votos
Article Rating
Suscribirse
Notificación
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x