La fabricación aditiva (alias impresión 3D) todavía tiene más de diversión que de resultar una tecnología capaz de resolver problemas a bajo precio. Afortunadamente la excepción confirma la regla como nos han demostrado al otro lado del charco.

En Tabasco, México, la compañía New Story sin fines de lucro está construyendo un nuevo tipo de vecindario para ofrecer un hogar a 50 familias locales que viven con menos de tres dólares al día.

El vecindario estará completamente impreso en 3D y será el primero de su tipo a nivel mundial. Cada casa tarda aproximadamente 24 horas en imprimirse en 3D y dos de ellos ya se han completado.

Para este proyecto, New Story se ha asociado con la empresa de tecnologías de construcción ICON y la organización local sin fines de lucro ÉCHALE, que está ayudando con la construcción y la selección de familias.

144
0 0 voto
Article Rating
Suscribirse
Notificación
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios