Desde luego el Supercomputador RPi de Oracle no pasará a la historia por su elevada potencia de cálculo ni por haber batido un record en eficiencia energética.

Eso sí, lo que ha presentado Oracle en su Oracle OpenWorld 2019 que se está desarrollando en San Francisco es un prodigio de «cableado» en el que se ha cuidado hasta el mínimo detalle. Por ejemplo, que esté formado por 1060 RPi 3B+ y no 1024, por ejemplo es porque con el número elegido finalmente han conseguido optimizar la impresión de las piezas 3D que han utilizado como soporte pudiéndolas imprimier todas en tan solo un día.

La alimentación a las RPi no las han hecho utilizando PoE ya que aunque habría quedado un cableado más limpio el calor generado así como el coste habrían sido excesivos por lo que han elegido la opción clásica de alimentación con HUBs de USB.

Como sistema operativo han utilizado su nuevo Oracle Autonomous Linux que acaban de presentar en el mismo evento.

Tanto Oracle Autonomous Linux como Oracle OS Management Service (que también acaban de presentar) aprovechan el aprendizaje automático avanzado. El nuevo sistema operativo ofrece actualizaciones de seguridad automáticas diariamente para el kernel de Linux y las bibliotecas de espacio de usuario clave, sin tiempo de inactividad. La detección de exploits conocida proporciona alertas automáticas si alguien intenta explotar una vulnerabilidad que ha sido parcheada por Oracle.

 

398
Suscribirse
Notificación
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
¡Aquí puedes dejar tus comentarios!x