Sin lugar a duda la estrella del desfile del pasado 14 de julio no fue la exhibición del poderío militar francés sino el vuelo de una persona sibre un extraño artilugio… inventado por él mismo.

El responsable de esta atracción fue el campeón del mundo de jet-ski francés, Franky Zapata, que sobrevoló la tribuna presidencial con su Flyboard Air. El dispositivo, propulsado por cinco turborreactores de aire alimentados con queroseno que permiten alcanzar hasta 190 kilómetros por hora y que dispone de tres sistemas de control de vuelo redundantes, dos cableados y uno inalámrbrico.

Un “invento” similar aunque más sencillo de volar y con mucha mayor autonomía es el Speeder , primer avión personal de despegue y aterrizaje vertical (VTOL) totalmente estabilizado y con turbina jamás construido.

Es capaz de volar a una velocidad máxima de 240 km/h y a una altura máxima de 4500 metros y aunque no estará disponible hasta el año 2020 ya lo puedes “preordenar” por tan solo 10.000 $.

113
0 0 voto
Article Rating
Suscribirse
Notificación
guest
1 Comentario
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios