Nada hay más cierto que el dicho de que la Ciencia adelanta que es una barbaridad… y la Medicina (sea o no una ciencia) también smile

Por ejemplo, mucho ha mejorado la exploración mediante los rayos X desde que Marie Curie inventó los rayos X portátiles con lo que se salvaron miles de soldados en la Primera Guerra Mundial.

Después con otros tipos de radiaciones (nunca buenas, por cierto) se consigue mucha más información Tomografía por emisión de positrones/tomografía computarizada ( (PET / TAC)

La PET (de las siglas en inglés de Positron Emission Tomography) o Tomografía por Emisión de Positrones, es una exploración no invasiva de diagnóstico por imagen e investigación “in vivo” que es capaz de medir la actividad metabólica del cuerpo humano y que se realiza en un servicio de Medicina Nuclear. Al igual que el resto de técnicas diagnósticas en Medicina Nuclear, la PET se basa en detectar y analizar la distribución en tres dimensiones que adopta en el interior del cuerpo un radiofármaco de vida media ultracorta administrado a través de una inyección intravenosa. Según qué se desee estudiar, se usan unos u otros radiofármacos. En realidad lo que se realiza en la actualidad es un híbrido entre dos técnicas de imagen, la TAC (Tomografía Axial Computarizada) y la PET. La TAC es una prueba radiológica ya conocida que se centra más en la morfología anatómica lo que permite valorar dónde se encuentra una lesión y saber el tamaño que alberga. La PET es una imagen más funcional o metabólica pero poco morfológica (tiene poca definición).

Lo mejor de todo, es que tras muchos años de desarrollo la semana pasada se presentó EXPLORER que permite obtener imágenes 3D del cuerpo humano completo en menos de un minuto de observación y con unas 400 veces menos radiación.

Se espera que las primeras unidades estén funcionando en hospitales norteamericanos en la primavera del próximo año ¿y para cuando en nuestra SS?

Responder

avatar
  Suscribirse  
Notificación
A %d blogueros les gusta esto: